INFORMACIÓN SOBRE LA CAUSA
MADRE MARGARITA DIOMIRA CRISPI

En el año 1998 se concluyó el Proceso Diocesano de la Causa Margarita Diomira Crispi. En diciembre del año 1999 se inició la Fase Romana de la Causa con la apertura de los baúles que contenían toda la documentación enviada por los dos Tribunales (Roma y Costa Rica). Con esta fase se inauguran dos momentos importantes que se realizan separadamente: el estudio de la Causa y el juicio de mérito de una causa.

 

NOMBRIAMENTO DEL POSTULADOR

 

Una vez comenzada esta segunda fase, se suele nombrar un Postulador; en nuestro caso ha sido nombrado el P. Romualdo Rodrigo, OAR, el cual ya había sido Postulador de la Causa en la fase diocesana. El Postulador solicita a la Congregación de las Causas de los Santos, la apertura del Proceso, y ésta indica la fecha. En esa ocasión se abren solemnemente los baúles contenindo toda la documentación que ha sido enviada por los Tribunales. Después de este momento, toda la documentación se encuaderna y se organiza en una serie de volúmenes. Todos los originales permanecen en el archivo secreto de la Congregación de las Causas de los Santos. Se prepara una copia llamada “copia pública”. Una copia es entregada al Postulador y la otra al Prefecto de la Congregación para iniciar el estudio de la validez de la Causa.

NOMBRIAMENTO DEL RELATOR

Padre Ols

Al interno de la Congregación, existe un Colegio de Relatores. Su función es recibir las Causas y promoverlas según las normas propias de la Congregación y con el máximo rigor. Es tarea del Relator preparar las relaciones sobre las virtudes o sobre el martirio del Siervo/a de Dios. Para nuestra Causa ha sido nombrado Relator el P. Daniel Ols.

El Relator procura redactar bien la POSITIO de tal manera que la Comisión de Expertos no encuentre dificultades al dar su voto. Nuestra POSITIO ha sido elaborada por el P. Romualdo, con la colaboración de un equipo: Sor Virginia Aguilar, Sor Grazia Occhipinti y Sor Berta Nájera.

Monsignor Pappalardo

En el año 2007 el P. Giacomo Pappalardo, Secretario de los Relatores, actualmente Canciller de la Congregación de las Causas de los Santos, ha hecho una lectura general de toda la POSITIO, solicitando hacer algunas correcciones más convenientes.

Entre el 2006 y el 2008 se han realizado ulteriores correcciones de la POSITIO en la computadora y en la impresión de la misma. Ésta ha sido indicada a la Congregación de las Causas de los Santos y al P. Daniel Ols, Relator de la Causa. De inmediato, se continuó con la corrección y modificación de algunas partes, según las indicaciones.

En setiembre del 2008 la POSITIO fue entregada a la Dott.ssa Francesca Consolini y a la Dott.ssa Giovanna Brizi, que harán todos los cambios necesarios.

NOMBRIAMENTO DE LA NUEVA POSTULADORA

En noviembre del 2009, la Doctora Francesca Consolini ha sido nombrada la nueva Postuladora. La Doctora es casada con el Señor Fausto Ruggeri, nació en Milán el 14 de agosto de 1951.

Ella ha enviado a todas las religiosas Oblatas al Divino Amor esta carta en la cual informa sobre el estado actual de la causa.

 

NOMBRAMIENTO DENUEVOALTAVOZ

El 25 de novembre 2013, la Congregación de la Causas de los Santos nombrò al Rev,mo. Relator General, P. Vincent Criscuolo, OFM, Cap. como Relator de la Causa de la Sierva de Dios Madre Margherita Diomira.

 

NUEVA POSTULADOR

El 28 de febrero del 2014, Sor Isabel Ramírez Quirós ha sido nombrada como Postuladora de la Causa.

Como colaborador de la Causa se nombrò al Dr. Parente Ulderico.

 

Historia

Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.


Quiénes somos

Las Religiosas Oblatas al Divino Amor somos una familia de cristianas consagrada a la Santísima Trinidad, nacidas en Sicilia en 1923, fundadas por la Madre Margherita Diomira Crispi.

Una Congregación de Derecho Pontificio, dedicada a la acción apostólica, con el lema “AD MAIOREM DEI GLORIAM”. Fue fundada por la M.M.D.C., en Monreale, Sicilia, en el año 1923.


Historia

La Congregación de las Religiosas Oblatas al Divino Amor, fundadas por la Madre Margarita Diomira Crispi, tuvo inicio en la Sicilia, donde encontró de inmediato fuertes contrastes y dificultades en su realización. Fue gracias a la ayuda del santo obispo, Mons. Antonio Augusto Intreccialagli (1852-1924), Arzobispo de Monreale, (declarado Venerable por S.S. Juan Pablo II con el decreto del 22.1.1991) que la Madre Margarita y sus primeras seguidoras, pudieron proseguir con la Obra iniciada, trasladándose, por voluntad del mismo Mons. Intreccialagli a Monreale. Inicialmente la sede tuvo origen en los locales de la Iglesia de San Castrense.



 

El libro "Una Margarita de Jesús" está disponible para su compra.

Contacte con nosotros en

(0039) 0670474884

o

mail: oblatedivinoamore

Se ruega a todas las personas que obtengan gracias por intercesión de la Madre Crispi comunicarlo a la postulación de la Causa a la dirección email

mail: causacrispi 

o a la dirección postal Suore Oblate al Divino Amore - Postulazione Causa Margherita Diomira - Via Marruvio, 4 – 00183 Roma.

Suore Oblate al Divino Amore
Via Marruvio, 4
00183 Roma
P.IVA 01077861001 C.F. 02563530589

Este sitio utiliza cookies, incluyendo terceros, con el fin de mejorar la experiencia y la prestación de servicios en línea con sus preferencias.
Al cerrar esta bandera, el desplazamiento de esta página o haciendo clic en cualquiera de sus elementos de consentimiento para el uso de cookies.
Si desea obtener más información o optar por todas o algunas cookies van a la sección